Menu

NoticiasNoticias del Hogar de la Madre

Noticias 2010

Ejercicios espirituales de chicas en Valencia

03El pasado puente de la Inmaculada, desde el día 3 hasta el 8, varias chicas del Colegio María Inmaculada de Belmonte, Cuenca -que dirigen las Siervas del Hogar de la Madre-, estuvimos de ejercicios espirituales en la nueva casa de las hermanas en Valencia, muy bonita y con mucho espacio. Hacía un tiempo estupendo, ¡menudos paseos nos dábamos!

El Padre Rafael dirigió los ejercicios, la mayoría éramos jóvenes, pero también había adultos. Fue una gran experiencia para todas nosotras, aprendimos mucho, aunque nos costó un poquito adaptarnos al silencio, ya que eran nuestros primeros ejercicios.

Ahora contaremos nuestra experiencia:

02CLAUDIA, 14 años: A pesar de que al principio me distraía mucho y que me reía por cada cosa, yo aprendí a distinguir lo superficial de lo que verdaderamente importa. Esta fue una de las cosas de las que me di cuenta y me ayudó a tomar decisiones muy claras.

La verdad es que si tú te abres un poquito al Señor, Él te da muchísimas gracias espirituales. ¡Tenemos que dar gracias cada día por lo que el Señor nos enseña!

SONIA, 17 años: Pues yo al principio no quería ir porque pensaba que no me iba a ayudar, pero estando allí me di cuenta de que estaba equivocada y tengo que admitir que me ayudaron bastante. Empecé a comprender un montón de cosas que antes no sabía. Debo agradecer al padre su interés en ayudarnos, y porque, gracias a sus homilías, me ha ayudado a reconocer muchas de las virtudes y dones que no había descubierto antes. Ahora lo más difícil será  ponerlo en práctica. ¡Pero lo tengo que intentar!

SARA, 18 años: A mí me ayudó a ver un montón de cosas sobre mí que ni yo misma sabía que tenía, o por lo menos no sabía hasta qué punto. Esto me empezó a dar un poquito de miedo (ja, ja) pero fue una experiencia muy buena, ¡es mucho lo que tenemos que agradecer!

MARI PAZ, 16 años: A mi también me ha ayudado bastante, ya que he recibido muchas gracias y me he dado cuenta de muchas cosas que tenía dentro de mí. Pero sobre todo, lo que ya tengo muy claro es que tengo que llegar a ser santa, aunque me cueste, aunque muchas veces me desanime y me caiga, tengo que seguir hacia adelante. También me he dado cuenta de que cerca de Jesús uno es el más feliz del mundo, por lo menos yo soy la más feliz.

01BLANCA, 15 años: mi experiencia ha sido muy bonita porque me he dado cuenta de que puedo valorar el silencio y que todas las personas tenemos que hacer silencio exterior e interior, sobre todo para dejar que Jesús nos hable. También aprendí a callar, sufrir y ofrecer.

Después de estos ejercicios quiero cambiar para que Jesús esté muy contento conmigo.

ANUN, 14 años: a mi me han ayudado mucho también, sobre todo las homilías y las charlas que nos daba el padre. Yo suelo ser una persona muy habladora y pensé que cinco días en silencio no lo aguantaría, pero sí que los aguanté. Lo más duro fue no poder reírme porque siempre pasaba algo gracioso, pero lo conseguí. Me he llevado un montón de cosas aprendidas, que espero poner en práctica.

Esta es la experiencia de cada una de nosotras, hay una frase que todas hemos aprendido y que nos ha servido de mucho:

“HAZ DE MI VIDA UN FUEGO QUE  ENCIENDA OTROS FUEGOS”

Os  animamos a  que  vosotros os acerquéis también a Jesús y aprendáis a valorarlo, ya que Él nos ama y dio la vida por nosotros.
{jcomments on}

Hermana Clare

Hermana Clare

Comentario de una protestante

Queremos mostrar el impacto que el testimonio de la hermana ha tenido sobre una persona que, por su formación religiosa, no es a priori...

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo