Menu

NoticiasNoticias del Hogar de la Madre

Noticias 2015

JNJ en Ecuador

EnglishCampJornada Nacional de la Juventud en Manta (Ecuador), del 31 de julio al 2 de agosto de 2015.

Después de dos años de reuniones de organización, cursos de formación y otros preparativos, se celebró en Manta, Manabí (Ecuador), la IV Jornada Nacional de la Juventud (JNJ). Las Siervas del Hogar de la Madre formamos parte de la comisión permanente de la Pastoral Juvenil de Manabí, por lo tanto participamos de manera muy intensa y con mucha ilusión, cumpliendo nuestra tercera misión de conquistar a los jóvenes para Jesucristo.

La Jornada Nacional de la Juventud comenzaba el miércoles 29 julio con los voluntarios, que eran, aproximadamente, unos 500. Allí se concretaron los últimos detalles y se completó la formación que les faltaba para cumplir bien su papel como voluntarios, ya que su misión sería fundamental en la Jornada.

EnglishCamp

Los jóvenes participantes empezaron a llegar el viernes, 31 julio. Los casi once mil jóvenes fueron distribuidos entre las catorce parroquias de acogida. Cada parroquia se encargó de distribuir a los participantes en familias. Acoger a jóvenes en hogares de la parroquia suele ser una experiencia muy enriquecedora, tanto para las familias como para los jóvenes.

Por la tarde tuvieron un festival de bienvenida en las parroquias. Por la noche, fue el acto de inauguración en el Estadio Jocay de Manta, con la participación de las autoridades eclesiásticas y civiles, bailes autóctonos y animación. Así se daba comienzo oficialmente a la tan esperada Jornada Nacional de la Juventud.

Al día siguiente, catorce obispos de varias diócesis de Ecuador fueron repartidos entre las catorce parroquias para dar una catequesis sobre el lema de la JNJ: “Bienaventurados los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios”. A continuación, reuniones por grupos. A las once tuvo lugar la Santa Misa en cada parroquia. Las Siervas participamos en la misa de la Parroquia de la Dolorosa, la que acogió a Manabí, y así pudimos ver a los jóvenes del Hogar de Chone y de Playa Prieta, y nos alegramos mucho.

EnglishCamp

Por la tarde, después de una procesión mariana por la ciudad rezando el rosario y el “Vía Matris”, nos concentramos en la playa Murciélago.

Allí comenzó la vigilia, en la que la "Cruz de los jóvenes" pasó por las manos de muchos de los presentes. Era un momento para pensar y reflexionar sobre el gran amor de Dios para con cada uno de nosotros. Se les animaba a la confesión y, gracias a Dios, muchos jóvenes se pudieron confesar.

Después de la oración ante la Cruz, hizo su entrada el Santísimo. La comisión lo llevaba en andas en una custodia que media casi dos metros de altura, acompañado por los voluntarios, que hacían un pasillo de antorchas. Según el testimonio de muchos jóvenes con los que hemos hablado, este fue el momento más impresionante de toda la JNJ. Fue realmente conmovedor entrar con el Santísimo y ver un mar de jóvenes de rodillas en oración ante su Dios. Siempre que está presente, la Eucaristía derrama gracias en las almas, y damos fe de que esa noche fue una noche de encuentro con Jesucristo.

EnglishCamp

Al día siguiente, en la misma playa, comenzamos con un festival misionero de testimonios vocacionales y animación. A las once tuvimos la Eucaristía de clausura, presidida por Monseñor Lorenzo Voltolini, arzobispo de Portoviejo. Gracias a la generosidad de Monseñor Arregui, arzobispo de Guayaquil, tuvimos la gracia de poder celebrar la misa sobre el altar que utilizó el Papa Francisco semanas antes en el Parque Samanes de Guayaquil. Fue una misa que también mostró la riqueza de culturas que tiene el Ecuador, ya que contamos con la participación de las pastorales Afro e Indígena. Al finalizar la misa, se anunció que la siguiente JNJ tendrá lugar en Quito, y se entregó “la Cruz de los jóvenes” a los que serán los próximos anfitriones.

Es verdad que hubo muchos obstáculos a superar y que algunos jóvenes aprovecharon la JNJ mejor que otros, pero no hay duda de que han merecido la pena todos los esfuerzos para sacar adelante esta Jornada, es más, ha sido un honor poder colaborar para que Jesús sea más conocido y más amado. Dios y la Virgen Santísima estuvieron presentes todo el tiempo, y con ellos y por ellos se hizo. Que esta JNJ dé frutos de vida y de santidad en el alma de todos los jóvenes que participaron.

Ver álbum de fotos

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo