Menu

Noticias 2016

Encuentro de Semana Santa en Lumezzane

sslume1Encuentro de Semana Santa en Lumezzane (Italia), del 24 al 27 de marzo de 2016.

En la comunidad de Siervas del Hogar de la Madre de Lumezzane, iniciamos el Triduo Pascual el Jueves Santo a las 16:00h, con la proyección del documental “Pescadores de hombres”, que nos introdujo de lleno en el tema elegido para el encuentro de este año: el sacerdocio. Don Giovanni nos dio la primera charla sobre el tema, explicándonos que el sacerdote es un escogido entre los hombres, alguien que ha sido llamado, y que la iniciativa de esta llamada procede de Dios. El presbítero actúa "in persona Christi" e "in persona Ecclesiæ". Es un hombre de misión, de diálogo, que ha de vivir lleno de caridad y que está llamado a establecer relaciones de fraternidad entre los hombres.

Cada vocación es fruto de una relación con Dios, de una “llamada-respuesta” personal, que tiene una misión concreta. Responder sí a Cristo significa renovar el propio sí todos los días de la vida. Don Giovanni nos decía que el acompañamiento espiritual es importante para discernir la vocación. Todos tenemos necesidad de personas de Dios, de signos sagrados, y la figura presbiteral es un signo de que Dios está con nosotros.

El jueves por la tarde, las Siervas, en colaboración con algunos jóvenes y laicos, prepararon la cena de acuerdo al rito de la Pascua judía, recordando brevemente la historia de Israel y explicando el porqué de sus distintas partes. Esto nos permitió comprender mejor algunos de los gestos de la Misa "in Coena Domini".

sslume2El Viernes Santo, la charla versó sobre el documento "Sacerdotalis Caelibatus". A pesar de que muchos sacerdotes viven gozosamente el celibato, hay una corriente que busca promover la ordenación de hombres casados como una manera de solucionar la escasez de presbíteros y evitar desórdenes. Ha sido bonito escuchar el testimonio de quien ha conocido sacerdotes ortodoxos casados y ha podido declarar que así no se resuelve el problema de las vocaciones; es más, en la práctica se presentan dificultades posteriores. Los sacerdotes tienen a Jesús casto como modelo, y con su estilo de vida nos muestran una armonía auténtica, una gran bendición.

La tarde del viernes vimos la película "La Pasión de Cristo", con la que apreciamos hasta qué punto sufrió Jesús por amor a nosotros. Nuevamente nos ayudó a vivir y a comprender plenamente la liturgia "in Passione Domini!.

En la última meditación del Sábado Santo, seguimos profundizando en el tema central del encuentro al reflexionar acerca de qué es el sacerdocio, y así comprender y vivir mejor nuestra fe. Por el bautismo, somos integrados en la Iglesia con un ser y un carácter sacerdotal: “El fin al que tienden los sacerdotes con su ministerio y su vida es la gloria de Dios Padre en Cristo. Y tal gloria se da cuando los hombres acogen con plena conciencia, con libertad y con gratitud la obra de Dios realizada en Cristo y la manifiestan en toda su vida. Ellos pueden decir con el apóstol: 'Ya no soy yo quien vivo, sino que es Cristo quien vive en mí'”. También nos recordaron las funciones de los presbíteros: enseñar la palabra de Dios, santificar a través de los sacramentos y guiar a la grey.

sslume3

Este año, además, fuimos acogidos por el grupo de Brignano, al que nos unimos participando en una rica comida y escuchando más tarde el testimonio de conversión de Pietro Sarubbi, el actor que encarnó el papel de Barrabás en la película "La Pasión de Cristo", de Mel Gibson. Nos habló de la importancia de la mirada que se estableció entre el actor que interpretaba a Jesús y cada uno de los personajes. A él, particularmente, le pidió el director que, en una escena concreta, mostrara su verdadera rabia para dar realismo a su personaje y, en ese preciso momento, quedó cautivado por la mirada de Jesús: “En aquellos ojos había una pregunta que no comprendía”, dijo Sarubbi. Y es que, cuando somos mirados por el Señor, cambiamos completamente.

Tras llegar a Lumezzane, recibimos un último regalo antes de la Vigilia Pascual: una conexión con el Padre Rafael, fundador del Hogar, y todas las demás personas que estaban celebrando los distintos encuentros organizados por el Hogar de la Madre.

Han sido tres días intensos que han provocado que resuene en nuestro interior la gran noticia: “No está aquí, ha resucitado”. Sin duda alguna, un motivo de esperanza y felicidad para todos nosotros.

Ver álbum de fotos

 

Hermana Clare

Hermana Clare

Presentación de «O todo o nada» en Treviglio

Las Siervas del Hogar de la Madre presentaron el DVD «O todo o nada: Hna. Clare Crockett», la vida de la Hna. Clare en la Librería «Fonte...

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo