Menu

Noticias 2016

Tanto amó Dios al mundo

elfortin1Convivencias de chicos en “El Fortín”, Guayaquil (Ecuador), 17 de septiembre de 2016.

El sábado 17 de septiembre, las Siervas nos ofrecieron la oportunidad de tener un día de convivencias en el Colegio de la Consolata, en el barrio de “El Fortín”, donde ellas dan clases. Gracias a Dios, tuvimos ayuda de tres jóvenes del HMJ: Juan Jesús Reyes, Eric López y Brian Acosta. Cuando llegamos, nos encontramos con cuarenta chicos. Nos dividimos en cuatro grupos para empezar a hacer deporte. Dos grupos jugaron un partido de fútbol en la pista, mientras los otros dos grupos jugaron a “guerrillas” y al “pañuelo”. Después, los chicos se intercambiaron para cambiar de juegos.

Cuando se cansaron, paramos de jugar para darles una charla. Se trataba de una anécdota de una epidemia mortal que se había extendido por todo el mundo. Parecía que iba a ser el fin del mundo. Sin embargo, los médicos encontraron a uno que tenía la sangre limpia para curar la plaga. Entonces, el mundo se alegró de la noticia. Pero, el padre se enteró a la hora de firmar la autorización, que su hijo tenía que dar toda su sangre. Los chicos, al final, descubrieron que esta enfermedad es el pecado, y que Dios Padre sacrificó a su Hijo derramando su sangre en la cruz. “Tanto amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito para que todo aquél que cree en Él no se pierda, sino que tenga vida eterna” (Jn. 3, 16). Este acto de amor sigue perpetuándose en la misa, por lo cual nosotros debemos dar gracias, recibiéndole en la Eucaristía.

elfortin2

Después de la charla, nos dividimos en grupos, y cada monitor llevó una reflexión con su grupo. Llegó la hora de comer para cargar las pilas. Después de comer, hicimos una manualidad. Se trataba de hacer “denarios”, que son pulseras de cuerda con nudos de un misterio del rosario y una cruz que cuelga. Es un rosario pequeño que cabe alrededor de la muñeca. A algunos les costó, pero otros consiguieron hacer su “denario”. Al terminar el taller, rezamos un misterio del rosario con ellos.

Para concluir la convivencia, hicimos una prueba entre los cuatro equipos, que consistía en una carrera de carretillas y caballos, saltando en sacos, llevando una pelota con una cuchara y rodando por el suelo. Nos lo pasamos bomba y nos partimos de la risa. Al final, nos despedimos, animándoles a que vengan a la siguiente convivencia.

Ver álbum de fotos

Hermana Clare

Hermana Clare

Estreno en Indonesia de «O todo o nada: Hna. Clare Crockett»

Indonesia es un inmenso archipiélago situado entre el Sudeste Asiático y Oceanía. Cuenta con una población de más de 255 millones de...

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo