Menu

Siervas del Hogar de la MadreS.H.M.

Espiritualidad

madre rezando

- La Sierva del Hogar vive una espiritualidad de identificación con Jesucristo y transformación en Él, desde el seno de la Virgen María.

- Además tenemos espiritualidad de santuario, esto es, procuramos que nuestra alma sea un santuario exclusivo de Dios, donde se realice la alianza con el Señor y con María, donde Ella establezca su trono, reparta sus tesoros y obre milagros de gracia.

virgen

- La Sierva, además, se dispone para llegar a ser Regalo del Señor para su Madre. Nuestra Madre se convierte para nosotras en modelo de regalo para el Señor y por ello debemos imitar sus disposiciones y actitudes internas de donación, de caridad y de abandono en las manos de Dios.

- Tenemos espiritualidad carmelitana, es decir, de unión con Dios a través de las “nadas” de S. Juan de la Cruz, para que seamos manifestación de la gloria de Dios. Este vaciamiento es un llenarse de Dios, un dejar que Él obre en nosotras. A ejemplo del profeta Elías, queremos ser obedientes al Espíritu Santo de modo espontáneo y consciente, a cualquier precio, buscando la fidelidad y la salvaguarda de la Alianza con el Único y Verdadero Dios y el restablecimiento de la pureza de la fe, aunque esto suponga la muerte.

hermanas rezando- Como nota distintiva de esta espiritualidad tenemos el deseo de imitar las virtudes de la Virgen María, centrando la devoción en la imitación y la intimidad con la Virgen.

- Propio también de nuestra espiritualidad es vivir la confianza, el abandono en Dios y la disponibilidad total, estando siempre dispuestas a que el Señor nos envíe donde quiera a través de la obediencia.

- Las Siervas del Hogar no nos definimos por lo que hacemos sino por lo que somos, una familia espiritual, y por tanto estamos abiertas a cualquier apostolado en el que la Iglesia nos necesite.


siervas con el papaNuestros 3 distintivos

 Las Siervas procuramos esforzarnos en ser reconocidas por estos tres distintivos:

- La verdadera alegría.
- La unidad entre las hermanas.
- El amor desinteresado a la Iglesia.


 Vida de comunidad

Siervas en EcuadorLa vida comunitaria, que prefigura la ciudad del cielo y la gloria de la resurrección, es esencial en las Siervas, y no debe tener como fin a nosotras mismas, sino a la Iglesia y a todos los hombres.

Nuestra comunidad, cenáculo de caridad, se ha de construir bajo el soplo del Espíritu Santo y la protección maternal de la Virgen María. El ambiente en el que crece la vida en común es el de la caridad, puesto que somos una comunión fraterna y una comunión de amor.

vida comunitaria 2

Uno de los agentes más importantes para nuestra vida comunitaria es el silencio, que no es un callar para vaciarse, sino un callar para escuchar a Dios y unirnos más a Él. Las Siervas guardamos silencio desde por la tarde, con el rezo de vísperas, hasta la mañana siguiente después de la oración. En las comidas tenemos lectura espiritual, además de la media hora de lectura personal que tenemos comunitariamente.

oracionHacemos cada mañana una hora de oración mental con el Santísimo expuesto y media hora por la tarde, tenemos el rezo del Rosario y en las fiestas de Nuestra Madre y sus vísperas lo rezamos con mayor solemnidad. Las noches de los jueves a los viernes adoramos al Santísimo por turnos, uniéndonos a los sufrimientos de Jesucristo en su Pasión. Asimismo, allí donde vamos, intentamos introducir -o recuperar, en muchos casos- las Horas Santas en las parroquias, convencidas de que Dios está vivo, es eficaz y sigue convirtiendo a los hombres. Nuestra principal tarea es acercar a todos, desde los niños hasta los adultos, a la adoración de la Eucaristía, del resto ya se ocupa el Señor. Mensualmente tenemos un día de retiro y anualmente ejercicios espirituales, en soledad y silencio.

Hermana Clare

Hermana Clare

La Hna. Clare en Radio María Irlanda el 6-2-2019

Nuestras hermanas de la comunidad de Mitchelstown, en Irlanda, estuvieron el pasado 6 de febrero de 2019 en Dublín para conceder una entrevista a Radio María Irlanda. Hablaron sobre el Hogar de la Madre y nuestras misiones en la Iglesia, pero —sobre todo— sobre la Hna. Clare Crockett, seguramente la monja irlandesa más famosa del mundo.

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo