Menu

Continuación de la Revista H.M. 118

Por la Comunidad de Siervas (Ecuador)

Hace unos días me encontré por la calle con una amiga que no había visto desde hace bastante tiempo. Nos saludamos, hablamos… En un momento de la conversación me preguntó qué había sido de la señora que había salido en un artículo de nuestra revista titulado ¨La última batalla¨. La Sra. Carmen que estaba muy enfermita y que el enemigo la tenía atrapada por un juramento sacrílego que le impedía perdonar a sus hijos y a recibir ella misma el perdón de Dios y por la cual pedíamos oraciones. Me comentó que había estado rezando mucho por ella, por su conversión.

Por Hna Inmaculada Doncel, S.H.M.
Chone (Ecuador)

Prácticamente recién llegadas a Chone (Ecuador), las Siervas del Hogar de la Madre tuvieron la oportunidad de ayudar para que la procesión del Corpus Christi se volviese a celebrar en aquellas tierras en las que desde hacía 40 años el Señor no salía por las calles.

Llevábamos apenas dos meses en Chone (Ecuador). Todo era nuevo para nosotras. Todos los días aprendíamos algo más. Estábamos impresionadas de cómo se trabajaba. Asistíamos a las reuniones donde se iban programando, preparando y evaluando las diferentes actividades que en la parroquia se realizaban.

Por Hna. Rosa M. y Hna María, S.H.M.
(Ecuador)

Alguien nos avisó para que fuéramos a visitar a una señora ya mayor y bastante enferma. Estaban preocupados, ya que viendo cercana la muerte de la señora Carmen creían que debían ayudarla a afrontar este momento, poniéndose al fin en paz con Dios y por lo tanto con sus hijos. Más de veinte años de enemistad y rencores que debían disolverse.

El pasado 23 de marzo, Juan Pablo II proclamaba Beata a la misionera suiza María Caridad Brader, fundadora de la Congregación de Franciscanas de María Inmaculada. En 1893, esta religiosa dejaba la misión de Chone (Ecuador) y era destinada a una fundación en Túquerres, (Colombia).

Ciento diez años después de su partida de Chone, un nuevo grupo misionero, compuesto por cuatro Siervas del Hogar de la Madre, acaba de abrir una misión en la misma ciudad.

Las cuatro misioneras, que marcharon con la bendición de su obispo de Cuenca Mons. D. Ramón del Hoyo López, partieron de España el 24 de marzo poniendo su pie en tierras ecuatorianas la víspera de la Solemnidad de la Anunciación del Señor; de este modo daban inicio a su labor misionera agarradas de la mano de María Santísima y haciendo de su Sí un único “Fiat” a la voluntad de Dios.

Hermana Clare

Hermana Clare

Presentación de «O todo o nada» en Treviglio

Las Siervas del Hogar de la Madre presentaron el DVD «O todo o nada: Hna. Clare Crockett», la vida de la Hna. Clare en la Librería «Fonte...

Buscar

Redes sociales

Elegir idioma

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo